¿Dudas sobre tu compra?
 01 8000 423 503

Relatos y Experiencias

Hola a todos! Este es mi primer relado así que espero que les guste o por lo menos críticas constructivas...

Esta historia comienza en Enero del 2013, mi mejor amigo se iba del país así que junto a otros amigos le organizamos una despedida sorpresa, llegaron personas con las que siempre compartíamos y otras que nunca había visto hasta ese día. 

Ahí conocí a este personaje, en ese momento él me pareció lindo y tenía algo que me gustaba pero era evidente que era mayor que yo, así que en ese momento quedó descartado, pues siempre me han gustado los hombres de mi edad. Al pasar la noche y luego de que todos me vieran llorar ya q mi mejor amigo me iba a hacer mucha falta, todos comenzamos a disfrutar de la fiesta y él me sacó a bailar, me preguntó lo de siempre.... Q cómo me llamaba, que qué hacía... Etc

En ese momento lo que más me gustó fue su voz, era de locutor y muy sexy... Pero cuando me dijo su edad quedé ??? Me dijo que tenía 36 (no los aparentaba por lo que casí me voy de para atrás) y yo tenía 24. Bailamos un par de veces más y como a las 3:30 de la mañana cada uno pa su casa y pensé que ahí había muerto la historia.

Meses después nos encontramos en un cumpleaños de un amigo ese día no pasó más de un saludo y cada quién por su lado... Yo seguía aun muy triste por una ruptura que había tenido. Por lo que ciertas cosas de ese día me hicieron recordar muchas cosas y no disfruté mucho de la noche. 

Un día me dio curiosidad y lo agregué a fb inmediatamente me aceptó y me habló. Duramos hablando un montón como hasta las 2am, hablando de su vida y la mía que yo le había gustado desde que me había visto y que le parecía muy interesante, en esas de repente me suelt que tiene un hijo...(casi me voy de para atrás) pues no era un niño chiquito sino que su "bebé" tenía 20 años. Por lo que era más coherente q yo me hablara con el hijo a hablarme con él. Esa semana hablamos todos los días y al siguiente fin de semana nos encontramos con otro amigo y salimos a tomarnos algo y ahí empezó lo que no creía posible.

Hablamos durante mucho tiempo y el amigo con el que él iba se fue como a media noche, nosotros nos quedamos en el bar hablando y tomandonos algo y de repente no dejaba de mirar mi boca y me dijo q me quería dar un beso, yo sin pensar le dije que si quería que probara como cualquier regalada (q verguenza) de ahí en adelante no paramos creo que muchos pensaban que deberíamos estar en un legar diferente, ese hombre daba unos besos, una delicia por lo que ganas de estar con él si me dieron, pero uno con esos pensamientos y pudor de ser una niña decente y que no era fácil pues intenté controlarme. 

Salimos como a las 3am del bar y yo ese día llevaba carro, camino al parqueadero me arrinconó contra una pared y me besaba con unas ganas que me quería deborar (cabe aclarar que el hombre mide 1,90 y yo 1,60,) de repente me alzó y yo pegada contra una pared, pasaron un par de personas y la pena me ganó por lo que le dije q parara y fuéramos a buscar el carro.

Salimos del parqueadero y le dije que dónde lo dejaba pues él vive muy al sur de la ciudad y yo muy al norte. No me dijo nada y parquemos cerca a dónde estabamos y seguimos hablando y besándonos, de repente ya tenía sus manos dentro de mi blusa y lo peor era que no me incomodaba, era delicioso tocaba dónde y cómo era... De repente se pasó a la parte de atrás del carro  y me dijo que hiciera lo mismo pero a mi el susto y el pudor me ganaron y no lo hice, por lo que él me seguía besando desde atrás y cogía mis senos una delicia, me bajó la cremallera del jean y seguía metiendo sus manos, me decía que nos fuéramos a otro lugar (como si yo no supiera a dónde) pero de verdad me sentía mal (la vieja más fácil de todas). Como a las 4:00am recuperé la cordura y le dije que no, q me iba para mi casa que dónde lo dejaba. Finalmente así pasó y cada uno para su casa.

Como a las 11:00am hablamos y me dijo que se había quedado con muchas ganas de estar conmigo y yo le confesé que yo también, pero que de verdad no quería que él pensara que yo era ese tipo de persona. De un momento a otro se me quitó la pendejada y le dije que bueno que nos viéramos (el plan era motel y almorzar juntos). Me arreglé, me puse un vestido y salí como a las 12m de mi casa, ese día si me tocó en transmilenio y él me iba a recoger en un taxi en la estación.

Me recogió y yo estaba muy tensa, me daba mucha pena y me sentía como una cualquiera (que boba, yo lo se) el señor del taxi se dió cuenta de nuestra diferencia de edad y se le hizo raro que le dijéramos a dónde llevarnos. Entramos a la habitación y ese día hacía mucho sol, por lo que la complicidad de la oscuridad y de la noche ya no estaban para deshinibirme un poco. Nos acostamos en la cama y empezamos a hablar y me comenzó a besar y a acariciar para que se me quitara la tensión, de repente mi vestido ya iba para abajo, le quité lo que tenía puesto y él siguió con mis medias y zapatos, besaba delicioso, bajaba por todo mi cuerpo y ya lo tenía entre mis piernas. Debo confesarles que para ese momento llevaba casi un año sin haber estado con nadie, por lo q más rara me sentía.

Al principio intenté resistirme pero lo hacía tan rico y tan bien que no pude parar, en ese tipo de cosas la experiencia hace sus punticos. No paraba y lo hacía delicioso y yo ya estaba más que mojada y excitada, subió y me besó y muy despació me penetró, hasta ese momento creo que era el pene nás grande y grueso q había tenido, una delicia completa este hombre, entró despacio ya que no soy la personá más grande y llevaba un tiempo sin tener acción, y así fue pasando mientras me acomodaba y ya mi cuerpo se acomodaba a él. Arremetió contra mi un montón de veces y sin parar como una media hora, yo no lo podía creer y cada vez me gustaba más, para estas alturas la pena ya se me había quitado y ya había dado la vuelta y estaba cabalgando encima de él, debo admitir que también tengo lo mío y el tipo estaba feliz! 

Finalmente ambos tuvimos nuestro orgasmo, la pasamos delicioso. Nos arreglamos, cogimos un taxi y él se fue a trabajar y yo para mi casa ...

Si se preguntan como yo... Si ese día iba a ser la primera y última vez, les cuento que no... Pero ya les contaré más historias luego.

Espero les haya gustado...


¿Dudas sobre tu compra?
 01 8000 423 503

Ingresa a tu cuenta

¿No tienes una cuenta? Crea una AQUÍ