¿Dudas sobre tu compra?
 01 8000 423 503

Relatos y Experiencias

Sorpresivamente el rayo iluminó de una manera intensa la alcoba y segundos después un poderoso estruendo se sintió en toda la casa , Graciela quedó inmediatamente despierta y sobresaltada, instintivamente buscó a su esposo pero solo encontró la almohada vacía , recordó con dolor y rabia que su marido la había dejado por otra…miró por la ventana y un intenso chubasco caía inclementemente fuera de la estancia…estaba tratando de conciliar el sueño cuando otro destello iluminó su cuarto y otra vez un poderoso trueno la aturdió…estaba angustiada con esa tempestad…unos leves golpes en la puerta la asustaron pero inmediatamente reaccionó y se acordó que esa tarde había recibido una muchacha del campo que le había recomendado una tía para que le ayudara en sus oficios caseros … se puso una bata y fue a abrir la puerta… en el momento de abrir otro relámpago ilumino el cuarto…allí estaba Susana completamente desdibujada, temerosa y temblando de frío…la chica le dijo en tono suplicante que la dejara entrar, que estaba muy asustada y al sentirse sola en su cuarto había sentido pánico…Graciela la comprendió, a decir verdad ella estaba en las mismas…la miró detenidamente y comprendió que con esa vestimenta debía estar aterida de frío…una blusa delgada cubría su torso, una pantaloneta complementaba su vestido…a pesar de la pobreza de sus vestiduras se notaba detrás de ellas la figura de una esbelta chica , sus senos pequeños pero redondos parecía dos apetitosas frutas , sus caderas eran insinuantes y sus piernas largas le daban una esbeltez natural…Graciela hasta ahora se fijaba en la chica, cuando la recibió no le puso mayor atención pues estaba ocupada en otros menesteres…le dijo en tono amable que sí se podía quedar…ella traía una sábana y procedió a tenderla en el suelo al lado de la cama de Graciela…apagaron la luz y nuevamente intentaron conciliar el sueño…pero esa noche definitivamente era una noche de tormenta…otro trueno más atronador que los anteriores nuevamente las dejó sentadas…Susana sollozaba del miedo y Graciela le dijo que se subiera a la cama para las dos hacerse compañía y compartir algo de calor humano, Susana levantó la sábana del suelo yse subió a la cama…se hizo a una distancia prudente de su patrona para no incomodarla y nuevamente intentaron dormir…la lluvia no cesaba y de un momento a otro un frío intenso se hizo presente…ambas mujeres sin querer se acercaron para darse un poco de calor…Graciela en un acto casi maternal abrazó a Susana y la acercó a su pecho…sin embargo no cayó en cuenta que su bata no estaba bien asegurada y al voltearse para abrazar la chica sus enormes senos quedaron al descubierto…Susana de un momento a otro quedó frente a esa bellas tetas y en un acto impulsivo acercó su boca a esos pezones grandes y erectos que estaban a escasos centímetros…al contacto de la boca de la chica Graciela trató de reaccionar pero el suave contacto de esos labios le hicieron sentir una emoción que hacía tiempos no disfrutaba…recordó los besos de su esposo…eran unos besos ardientes y apasionados que la hacían trepidar de emoción…a veces eran tan intensos que lastimaban sus pezones y sus caricias se convertían en estrujones que dolían y dejaban marcas en sus bellos senos…ahora esas caricias varoniles estaban siendo reemplazadas por unos besos sutiles pero igualmente excitantes, claramente se notaban las diferencias entre la intensidad y brusquedad de esos besos masculinos con los excitantes besos de esa chica que casi rozando apenas sus pezones la hacíansubir al cielo, la juguetona lengua de Susana haciendo giros lentos pero efectivos empezaba a lamer esos pezones erectos…Graciela sentía que se desmayaba…un intenso hormigueo le recorría su cuerpo…Susana seguía dibujando con su lengua filigranas alrededor de los pezones de su patrona despertando en Graciela un deseo intenso de que Susana empezara a chupar sus senos turgentes para sentirse una mujer deseada…Graciela continuaba ascendiendo en una escala invisible de deseos inconfesables…Susana por fin se dispuso a succionar esas tetas deseables…pero no eran chupones al azar…eran unas succiones fríamente calculadas que iban de un intensidad mínima a una intensidad máxima…seguía un leve descanso para hacer más deseable el próximo chupón Graciela no pudo resistir más y tomando con fuerza la cabeza de Susana la aproximo con fuerza a sus tetas…la chica la complació al máximo chupando esas tetas con intensidad, Graciela estaba enloqueciendo de pasión…esa lentitud calculada en las caricias de la chica la desesperaba y hacía que todo el morbo que guardaba su lado oscuro aflorara para desear las más pervertidas caricias… Graciela no entendía cómo esa chica aparentemente inofensiva podía generar deseos tan intensos…todos los deseos reprimidos estaban a punto de aflorar con una intensidad superior a la tormenta que las acompañaba…Susana subió su cabeza y buscó la boca de Graciela, su lengua fue buscando los labios oferentes de su patrona, pero ella con sólo la punta de su lengua empezó a meter y sacar sin generar un contacto pleno…nuevamente Susana parecía complacerse en despertar las ansias locas de un beso pleno, con mucha intensidad y ojalá con el rozar de sus lenguas en sus bocas…Susana le negaba a su patrona ese inmenso deseo y Graciela quería sentir con toda la intensidad posible como la lengua de Susana la penetraba…sabía por experiencia propia que así como sentía la penetración de una lengua en su boca era como sentir la penetración de un falo enorme en su hambrienta vagina… Susana al fin le dio gusto y en un movimiento intenso le metió su lengua hasta el fondo de la garganta a la patrona …al mismo tiempo sus manos le apretaron el culo con una fuerza que demostraba la inmensa pasión de esa chiquilla…Graciela correspondió a ese apretón con una caricia similar agarrando sus nalgas y atrayendo el cuerpo de la chica hacia ella…se fundieron e un intenso abrazo, Susana con una parsimonia infinita le empezó a quitar por completo la bata de dormir a Graciela, hasta que no la desnudó completamente Susana se despojó de pequeña blusa, sus senos pequeños contrastaban con los de Graciela pero había una coincidencia evidente, esos senos eran fuente de inspiración para los deseos más impúdicos, ellas lo sabían y estaban dispuestas a sacar de esos atributos el máximo placer posible…las dos mujeres frente a frente se acariciaban y sus bocas buscaban en esos pezones enhiestos gotas de placer…Susana lentamente fue bajando su cabeza y su boca ansiosa buscaba el sexo de Graciela…una vulva prominente enmarcada en un triángulo de rizos negros enmarcaba la entrada a esa vagina…era un montículo que parecía adosado a su esbelto abdomen…Susana acercó su cara y con su nariz muy cerca de la deseada gruta vaginal se recreo con ese olor a sexo…esa emanación le estimulaba sus sentidos y antes de hacer contacto material aspiraba una y otra vez los deliciosos olores…luego acercó su boca y le dio un pequeño lametazo a esa raja que estaba toda húmeda de las secreciones vaginales…Graciela siempre expectante deseaba que Susana la metiera de una vez esa lengua dentro de sus entrañas pero la chica siempre haciéndose desear demoraba la tan esperada caricia…antes por el contrario con sus dedos y muy delicadamente separó los labios vaginales para solazarse viendo la entrada de esa gruta de placer…subió sus dedos y destapando completamente el clítoris de Graciela lo pudo contemplar en toda su magnitud y belleza… el pequeño órgano se levantaba desafiante y su rigidez parecía pedir a gritos que lo consintieran y acariciaran…Susana empezó a darle pequeños lametazos que hacían temblar a Graciela…ella estaba tan excitada que deseaba intensamente que Susana le metiera esa lengua muyadentro…y si no era la lengua al menos que la penetrara con sus dedos…anhelaba tener algo adentro de su vagina…sin embargo Susana hasta ahora estaba empezando a acariciar ese “gallito” de Graciela…empezó a lamer la base del pequeño órgano y luego a chupar delicadamente la cabecita rígida de ese clítoris… esas caricias enardecieron a Graciela que empezó a gemir como loca…se revolcaba en la cama como si estuviera presa de espasmos nerviosos…Susana tuvo que chupar en forma más intensa para no perder el contacto físico…por fin se condolió un poco y empezó con sus dedos a explorar esa gruta de placer…sus largos dedos empezaron a tocar delicadamente esas paredes internas que estaban llenas de terminaciones nerviosas que recibían esas delicadas caricias y generaban un cúmulo de emociones que nunca en su vida Graciela había conocido…Susana incrementó sus caricias…su tacto fue más extenso y con mayor presión…Graciela estaba que estallaba…Susana pasó a otra fase en esa serie de juegos preliminares…con su boca empezó a lamer el clítoris de Graciela mientras simultáneamente metía y sacaba despaciosamentesus dedos proporcionándole una doble estimulación …hasta que Graciela no aguantó más y un orgasmo lleno de sensaciones intensas la sacudió violentamente…sintió que llegaba al cielo y una intensa lluvia de rayos fosforescentes le invadieron el cerebro para caer luego en un relax total…Graciela había descansado pero Susana estaba todavía en la curva de ascenso de su excitación…la patrona sabía por experiencia lo desagradable que era quedar a medio camino y haciendo un acopio de fuerzas pasó a retribuirle a Susana los favores recibidos…pero Graciela no tenía la pausa y la mesura de Susana…como loca se metió prácticamente en la vagina de la chica y empezó a lamer y succionar con violencia esa suculenta vulva…Susana muy pronto empezó a sentir que sus sentidos explotaban…Graciela empezó a lamer el erecto clítoris de Susana mientras simultáneamente le metía tres dedos en esa gruta vaginal…Susana empezó a gritar y gemir de la pasión…como loca agarraba la cabeza de Graciela y la apretaba desaforadamente contra su vagina…estaba muy excitada pero Graciela le quería dar el puntillazo final…quería que Susana supiera un secretico más para sacar el máximo provecho de esas caricias… Graciela incrementó la rapidez de esas penetraciones mientras su lengua pasaba más despacio sobre el clítoris erecto de Susana…cuando vio que la chica estaba más agitada sacó sus dedos de la vagina y lubricando muy bien su dedo índice empezó a meterlo por el cerrado esfínter anal de Susana…ahí fuela locura…ese dedo que desvirgó ese culito juvenil al principio produjo un ligero escozor … pero luego a medida que se metía por su recto generó una serie de sensaciones tan intensas y placenteras que Susana como poseída gritaba una y otra vez que le metiera más y más adentro ese dedo libidinoso…y el orgasmo de Susana llegó…mucho más intenso y más espectacular…ese dedo en su culo la había llevado al séptimo cielo…entre gritos, alaridos, aullidos y gemidos Susana desfogó todo ese torrente emocional que tenía en su interior…ambas quedaron exhaustas sobre la mullida cama…se abrazaron en silencio…Graciela le dio un casto beso en la frente a Susana que como una niña sedienta de cariño se estrechó contra el pecho de Graciela…afuera la tormenta había amainado completamente…pero dentro de esa pequeña alcoba hasta ahora estaba empezando una verdadera tormenta de pasión…


¿Dudas sobre tu compra?
 01 8000 423 503

Ingresa a tu cuenta

¿No tienes una cuenta? Crea una AQUÍ