¿Dudas sobre tu compra?
 01 8000 423 503

Relatos y Experiencias

Una sensacion extraña de apodera de mi. 

Siento una presión en el pecho que me ahoga. 

Todo comenzo en una tarde gris, en la que dos almas se empezaron a entrelazar mientras que sus cuerpos se contenian ante el deseo inmenso de consumar su amor.

Estaban allí sentados en un ritual de palabras que se tejian con el pasar del tiempo. 

Enciendo la leña y con ella el ambiente se torna mas calido, sus manos frias van cogiendo temperatura mientras las acaricio suavemente.

Y fue allí donde el vino fue el perfecto celestino de un incontenible deseo de amor. 

Me miras, te miro. Nos miramos. 

No me puedo contener. Sus brillantes ojos me atrapan y sus dulces labios me seducen. Quiero calmar mi sed.

La tomo entre mis brazos, cierro mis ojos y dejo que mis sentidos describan ese magico momento. 

Recorro su cuerpo con mis labios mientras que mi olfato esta extasiado con su aroma. 

Mis dedos traviesos acarician su cuerpo cual virtuoso violinista tocando su mejor sinfonia mientras que mi boca se posa entre sus pechos.

Ella al borde de la locura, me toma con deseo intenso anunciando la hora de consumar el acto. Sus cuerpos se unen en un danza de amor, deseo, pasion. Inhala, exhala una y otra vez mientras que las gotas de sudor se resbalan por sus calurosos cuerpos hasta llegar al climax total. Cansados, desnudos, unidos.

Quiero sentirme pleno y dejarme quitar el aliento entre sus brazos porque me hace falta el aire.... su aire.


¿Dudas sobre tu compra?
 01 8000 423 503

Ingresa a tu cuenta

¿No tienes una cuenta? Crea una AQUÍ